Qué tomamos?

Old Fashioned: El primer cóctel de la historia

Su nombre se puede traducir como “chapado a la antigua”, que fue el nombre que recibió cuando era conocido como un brebaje hecho de aguardiente, bitters, agua y azúcar. Luego de caer en el olvido, fue la serie Mad Men la que lo trajo de vuelta a las barras  

Su nombre se puede traducir como “chapado a la antigua”, que fue el nombre que recibió cuando era conocido como un brebaje hecho de aguardiente, bitters, agua y azúcar. Luego de caer en el olvido, fue la serie Mad Men la que lo trajo de vuelta a las barras  

Se supone que es la primera bebida que recibe el nombre de cocktail y aparece así en una revista de principios del siglo XIX, The Balance and Columbia Repository, de Nueva York. El Old Fashioned Cocktail habría nacido como un brebaje hecho de aguardiente, bitters (amargo), agua y azúcar. 

Se llena con soda y luego se añade el bourbon

Lo que no está claro es si el aguardiente usado desde sus comienzos era bourbon, pues era habitual que en cada región usaran bebidas locales, por ejemplo, absenta o brandy para producir este “brebaje”.

Con la popularización del bourbon, éste se incorporó definitivamente al Old Fashioned como elemento primordial. Y eso ocurrió en la década de 1880, con el establecimiento de las destilerías en Kentucky.

El Old Fashioned continuó captando adeptos hasta alrededor de 1960, cuando empezó a ceder terreno frente a otros cócteles. Eso fue hasta que la serie de TV Mad Men lo revivió, en 2007.

Lo que necesitas:
50 ml de soda 
60 ml de bourbon 
1 terrón de azúcar
Un chorrito de Angostura
1 rodaja de naranja
1 rodaja de limón

¿Cómo se prepara?
Comienza colocando un terrón de azúcar en el vaso. Agrega un chorrito de Angostura.

Hay que dejar reposar por dos minutos. Llena con soda y luego añade el bourbon.
Remueve para disolver el terrón.
 

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias