Qué tomamos?

Este es el mejor método para hacer café

De esta manera obtendrás un café menos amargo, con menos cafeína, aunque con un aroma y sabor más intensos y más nutrientes. Así que, si amas el café, esta manera de hacerlo, con agua fría, se va a convertir en tu favorita  

De esta manera obtendrás un café menos amargo, con menos cafeína, aunque con un aroma y sabor más intensos y más nutrientes. Así que, si amas el café, esta manera de hacerlo, con agua fría, se va a convertir en tu favorita  

¿Por qué decimos que es la mejor y más saludable manera de hacer café? Porque la bebida mantiene intactos todos los nutrientes, los aromas y los sabores. Además, es menos amargo y contiene menos cafeína que con los métodos tradicionales.

(Foto principal:  Jessica Lewis on Unsplash)

Puedes hacerlo con prensa francesa / Photo by Tereza Rubá on Unsplash

Este método es el cold brew. Con él, se hace un café ligero, con matices y sabores intensos.

¿Cómo se hace? El cold brew (o infusión en frío) se hace con agua a temperatura ambiente (también se hace con agua fría) en la que dejas el café molido durante mínimo 8 horas (lo ideal es entre 12 y 14 horas, pero lo puedes dejar hasta 24 horas) y luego lo cuelas.

¿Por qué es más saludable? Cuando haces café con agua caliente, esta disuelve los ácidos y aceites presentes en el grano, que son los que aportan cafeína y sabor amargo. Eso es algo que no puede hacer el agua fría.

Lo ideal es comprar el café en granos y molerlos en casa justo antes de hacer la bebida. Si tienes molinillo usa un molido medio o grueso.

El café puedes dejarlo con agua fría en una cafetera tipo prensa francesa. Lo tapas y lo dejas macerando a temperatura ambiente. Al cabo de las 12 horas, cuando bajes el émbolo de la prensa, hazlo muy lentamente (tan lento como puedas) y si quieres vuelves a pasar el café por un filtro.

Si no tienes prensa francesa, déjalo en un frasco o jarra de vidrio y luego pasas el líquido por un filtro de café (de los que se usan en las cafeteras eléctricas), colocado dentro de un colador. Y ya tienes tu café cold brew.

Se calcula que por cada litro de agua debes usar 60 gramos de café (es más o menos una cucharada por cada taza de agua, pero las cantidades dependen del gusto de cada quien). 

Recuerda que una taza de café contiene antioxidantes, vitaminas B2 y B5, manganeso, potasio, magnesio y niacina.

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias