¡Crujientes y deliciosas! Entérate de los trucos para hacer las mejores papas fritas

¡Crujientes y deliciosas! Entérate de los trucos para hacer las mejores papas fritas

Aunque las reseñas digan que son una comida rápida sin muchos beneficios nutritivos, la gente las sigue comiendo porque ¿qué más rico que una patata frita crujiente? ¿qué mejor snack para acompañarte mientras ves el nuevo episodio de tu serie favorita? Pero para disfrutarlas más, debes hacerlas crujientes por fuera y tiernas por dentro. Y hacerlas así tiene sus secretos. Aquí te los revelamos  

El primer asunto es escoger papas medianas de una variedad blanca (pueden ser rojas por fuera, pero al pelarlas debe ser blanca). ¿Por qué mediana? Porque puedes obtener bastones de un alto y grosor más parecido al tamaño perfecto: 6 y 7 mm de ancho. Esa medida la recomienda el chef Heston Blumenthal, porque así garantizas que no queden secas.

2. Cuando las cortes, trata de que los bastones o palitos queden lo más similares posibles en cuanto a largo y grosor ¿Por qué? Para que se frían parejo y les tome la misma cantidad de tiempo dorarse. Si son diferentes, entonces unas se quemarán y otras quedarán crudas.  El tamaño ideal va de 7 cm  a 12 cm de largo.

(Foto de portada: Suzy Hazelwood en Pexels)

Son el perfecto acompañante de carnes / Foto de Jimmy Lynn en Pexels

3. Elimina el almidón remojándolas por al menos 10 minutos. Lo ideal es que pasen al menos 30 minutos en agua fría, incluso puedes dejarlas 1 hora, pero te recomendamos 10 minutos por si estás en apuros y no dispones de mucho tiempo. Luego sécalas con una toalla de papel absorbente.

4. Toca ahora freírlas: para que queden crujientes debes freírlas 2 veces. Sí, la primera vez en un aceite a una temperatura entre 120º a 140º durante 7 minutos. Debe ser abundante aceite y debes colocarlas poco a poco, no todas de una sola vez, porque bajarás la temperatura del aceite y te quedarán gomosas. Ponlas en papel absorbente mientras reposan.

5. Sube la temperatura a 180º y podrás pasar las papas por una segunda y definitiva ocasión por el aceite. Incluso luego de la primera fase, puedes guardarlas y después darle la segunda tanda de fritura cuando llegue el momento de compartir. Si no tienes termómetro, puedes hacer la prueba del trocito de pan: arrójalo al aceite caliente, si se hunde ya llegaste a 140º, si flota está por encima de 140. Esta segunda fritura debe durar entre 3 y 4 minutos.

6. Debes colocar la sal apenas las saques de esta segunda fritura.

Karla Sofía Espinoza

Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias