Qué Comer

Lo que debes saber antes de consumir leches vegetales

En este Día Mundial de la Leche Vegetal., muchos entusiastas de estas bebidas promueven su uso cotidiano tanto en bebidas como en comidas. Pero, ¿son para todos?  

Leche de soya con sésamo negro
Leche de soya con sésamo negro

Una de las grandes ventajas de las leches vegetales es que nos evitan el consumo de leches de origen animal que están cargadas con lactosa, un azúcar que provoca problemas digestivos que van desde gases e inflamación del vientre hasta diarrea y vómitos. Pero, a pesar de lo beneficioso que puede ser su consumo, incluso desde el punto de vista nutritivo, las leches vegetales no son para todos. Considera las siguientes precauciones en el Día Mundial de la Leche Vegetal.

(Foto principal: Foto de Comida creado por jcomp - www.freepik.es)

Leche vegetal de avena / Foto de Polina Tankilevitch en Pexels

¿Qué debes saber antes de tomar leches vegetales?

1. Alergias a los frutos secos

Si bien es cierto, las leches vegetales ayudan a los intolerantes a la lactosa, el azúcar que debe ser descompuesta por una enzima de nuestro cuerpo llamada lactasa, las leches vegetales no son recomendadas a quienes sufren de alergias a las nueces y en general a todos los frutos secos. Las alergias a los frutos secos producen urticaria, inflamación de boca y garganta, vómitos y hasta shock alérgico.

2. Problemas con la tiroides

Aunque la leche de almendras, una de las leches vegetales más populares, es una fuente de vitamina E, una de las contraindicaciones es que no se recomienda para personas que sufren de la tiroides o que sufren de osteoporosis. Si la puedes consumir, la leche de almendras es muy fácil de preparar.

3. Falta de calcio

Las leches vegetales aportan calcio, aunque no en la medida en la que lo hace la leche de origen animal. Así que debes buscar otras fuentes de calcio como brócoli, col rizada y semillas de sésamo.

4. Problemas con la leche de soya

Una de las leches vegetales más consumidas es la de soya, porque no tiene sabor y por eso se usa en el café y en otras preparaciones. Pero tiene contraindicaciones: no es para las embarazadas, ni para las personas con problemas en el páncreas y la tiroides, ocasiona baja calidad en el esperma y hasta puede provocar problemas de fertilidad.

5. Etiqueta Sin Gluten

Los celíacos deben cerciorarse de que sus bebidas no contengan gluten. Las bebidas vegetales hechas a partir de legumbres, frutos secos, semillas, frutas e incluso las de arroz o quinoa no contienen gluten de manera natural.  Pero cuando se compran las leches comerciales, debes recordar que estas son procesadas y por eso son susceptibles de contener gluten. Así que la mejor manera es comprobar en la etiqueta de ingredientes.

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias