Noticias

¿Te falta un ingrediente para tu receta? Revisa esta lista de sustitutos

Aquí te presentamos una lista para que veas cómo reemplazar algunos ingredientes que al momento de dedicarte  a cocinar, de repente, no consigues en tu alacena: maicena, mantequilla, polvo de hornear, crema, harina de repostería y crema agria  

¿Te falta un ingrediente para tu receta? Revisa esta lista de sustitutos
¿Te falta un ingrediente para tu receta? Revisa esta lista de sustitutos

¿Te corta la inspiración en la cocina el hecho de que te falte un ingrediente? Sigue adelante con tu preparación porque aquí te decimos cómo puedes reemplazarlo.

(Foto de portada: Photo by Olga Kudriavtseva on Unsplash)

Si te hace falta polvo de hornear puedes usar bicarbonato con un ácido  / Photo by Jess Bailey on Unsplash

1. Maicena

Se le conoce como fécula o almidón de maíz, harina fina de maíz o maicena. Es un espesante o  sustituto parcial de la harina de trigo. Sin embargo, a veces no la tienes en la despensa. Si la usas como espesante (en salsas o flanes, por ejemplo) puedes reemplazarla con harina de trigo, pero en una cantidad tres veces mayor que la recomendada de maicena (o sea, tres cucharadas de harina si la receta dice 1 de maicena). Otra opción es el puré de papas instantáneo (¡sí, el de caja!), en este caso debes usar dos veces la cantidad de maicena recomendada.


2. Polvo de hornear o levadura química

El primero que salta a la vista es el bicarbonato de sodio, pero para actuar como leudante necesita otra sustancia, un ácido que active la levadura, para eso puedes usar crémor tártaro (que es otro ingrediente usado en repostería, ya que estabiliza los merengues).

Para hacer polvo de hornear casero: usa 2 cucharadas de crémor, una de maicena y una de bicarbonato. Igual si no tienes crémor, puedes entonces sustituir el polvo de hornear por una tercera parte de bicarbonato (o sea por 3 cucharaditas de polvo de hornear requerirás 1 cucharadita de bicarbonato) y el elemento ácido lo agregas con vinagre o jugo de limón (una cucharadita por cada media cucharadita de bicarbonato).

3. Crema agria

Se usa mucho en salsas o como aderezo para botanas y puedes sustituirla por la misma cantidad de yogur natural. También puedes mezclar, a partes iguales, ricota con yogur descremado.
4. Harina de repostería
Algunas recetas sugieren el uso de harina de repostería, que es más fina que la común. La ventaja de usarla estriba en que como tiene un bajo nivel de proteína hace que la miga de los pasteles y bizcochos sea más esponjoso y suave. Si no la tienes y necesitas una taza, entonces usa ¾ de taza de harina común más dos cucharadas de maicena.

5. Crema

Si no tienes crema de leche puedes usar la misma cantidad de leche evaporada, incluso la preparación quedará más ligera. Pero si necesitas crema para batir (nata para montar), una increíble opción es enfriar una lata de leche de coco y, al abrirla, separar la grasa que queda en la parte superior, batirla, tal como una nata para montar y añadir endulzante. Otro sustituto de la crema para batir es el queso crema: ½ taza de queso crema, 1 clara y endulzante. Bate el queso con el azúcar y luego añade de manera envolvente la clara batida a punto de nieve.

6. Mantequilla

¿Te falta mantequilla o no tienes nada de mantequilla? Puedes sustituirla por completo o reemplazar lo que te falta con margarina o aceite. También puedes optar por sustituirla por completo con yogurt griego (aunque debes poner menos de la cantidad sugerida de mantequilla) o puré de aguacate.
 

Karla Sofía Espinoza

Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias