Noticias

5 secretos para lograr un risotto perfecto y cremoso

Ese plato de arroz cremoso tan italiano es una delicia y realmente fácil de preparar. El asunto es seguir unas reglas para que el arroz te quede rebosante de sabor y puedas prepararlo rápidamente y de manera correcta  

Ese plato de arroz cremoso tan italiano es una delicia y realmente fácil de preparar. El asunto es seguir unas reglas para que el arroz te quede rebosante de sabor y puedas prepararlo rápidamente y de manera correcta  

El risotto es un plato italiano, concretamente del noroeste del país, de la Lombardía y de Verona. En sus orígenes se preparaba solamente con arroz, caldo, azafrán y cebolla (llamado risotto alla milanese), pero en el presente existen muchas versiones, entre ellas, con champiñones, con calabaza, con salchicha, espinacas, 4 quesos o con espárragos. 

(Foto principal: Marta Dzedyshko en Pexels)

1. Escoge el arroz adecuado

No cualquier arroz sirve para el risotto. ¿Por qué? Porque se requiere de las variedades con mayor cantidad de almidón, como la carnaroli, arborio y vialone nano, que son las que absorben más líquido y, luego de agregar caldo y crema (si es que lo requieres), no pierden la forma.  

 

2. Sofríe el arroz

Luego de sofreír ajos y cebolla, saltea un poco el arroz por unos minutos hasta que se transparente un poco, y luego podrás añadir el caldo caliente. De esta manera, el risotto te quedará con más sabor.

3. Remover para liberar el almidón

Lo del almidón en el arroz no es sólo por la forma y absorción, es porque al remover la preparación con el arroz, éste libera almidón que hace que el risotto al final tenga una apariencia cremosa. Luego de agregar el arroz, procura remover ocasionalmente para que el arroz libere su almidón.

4. Caldo caliente

Cuando agregues el caldo, no lo uses recién sacado de la nevera. Procura calentarlo aparte antes de añadirlo al arroz que está en plena cocción. De esta manera no bajas la temperatura del arroz. Otro punto con el caldo es que debes agregarlo poco a poco, no de un solo golpe.

5. Mantequilla y queso

Al final de la cocción se agrega ña mantequilla y siempre se decora con queso parmesano rallado.


 

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias