Al Horno

Galletas de calabaza keto y sin gluten: ponte en la onda Halloween

Estas galletas son suaves, llenas de sabor y coronadas por un cremoso glaseado. Son de color naranja porque se hacen a partir de puré de calabaza, como la mayoría de las recetas de este mes. Además de servirte para complementar una dieta cetogénica, son aptas para los celíacos porque se hacen con harina de almendras, pero también podrán servirte para una reunión de Noche de Brujas. ¡Dulce Halloween!  

Estas galletas son suaves, llenas de sabor y coronadas por un cremoso glaseado. Son de color naranja porque se hacen a partir de puré de calabaza, como la mayoría de las recetas de este mes. Además de servirte para complementar una dieta cetogénica, son aptas para los celíacos porque se hacen con harina de almendras, pero también podrán servirte para una reunión de Noche de Brujas. ¡Dulce Halloween!  

Estas galletas son todo lo que se puede pedir de unos ricos bizcochos: son deliciosas, bajas en carbohidratos (low carb) y no contienen gluten. Pero además son súper oportunas porque son especiales para estas fechas, en las que todo se hace con calabaza. ¡Toma nota!

Estas galletas se hacen con harina de almendras y puré de calabazas

Para esta receta deliciosa, fácil y rápida de galletas de calabaza low carb y sin gluten vas a necesitar:

1/4 de taza de mantequilla (sin sal)
1/3 de taza de eritritol en polvo (endulzante) o stevia
1/2 taza de puré de calabaza (auyama) (revisar receta al final)
1 huevo grande
1 cucharadita de extracto de vainilla
3 tazas de harina de almendras 
2 cucharaditas de canela
1/2 cucharadita de nuez moscada
1/2 cucharadita de polvo de hornear sin gluten (revisar receta al final)
1/4 cucharadita de sal marina

*Glaseado
¼ de taza de eritritol 
¼ de taza de crema espesa
1/4 cucharadita de extracto de vainilla

¿Cómo se preparan?
Precalienta el horno a 180º C (350º F). Forra una bandeja con papel de hornear, si no tienes papel, engrásala y ponle harina. En un recipiente, mezcla los ingredientes secos: harina, canela, nuez moscada, polvo de hornear y sal.

Bate la mantequilla y el edulcorante hasta que se conviertan en una especie de crema. En otro recipiente, bate el puré con el huevo y la vainilla y agrégalo a la mezcla de mantequilla. Luego agrega los ingredientes secos, y mezcla hasta que consigas una masa uniforme.

Con la ayuda de una cuchara, toma porciones de masa y haz bolitas de masa con las manos. Coloca en la bandeja y aplasta un poco con la mano. Pon tus galletas separadas unas de otras. Hornea 15-20 minutos hasta que se doren.

Si vas a usar el glaseado: bate todos los ingredientes hasta que se forme una mezcla suave. Si queda muy espeso, agrega un poquito más de crema (añade de poco en poco) y bate hasta obtener una consistencia untable.

Polvo de hornear apto para celíacos: mezcla bien 50 g de bicarbonato de sodio, 25 g de almidón de maíz y 50 g de cremor tártaro. Guarda en un frasco limpio con tapa, en un lugar seco y fresco.

El dato: el puré de calabaza lo puedes hacer llevando al horno una calabaza (o la cantidad que desees o puedas) a 180º C. Remueve las semillas y la fibra que viene con ellas. Corta en trozos y colócalos en una bandeja. Tomará unas tres horas para que se ablande, pero conservará su sabor (en vez de sancocharla). Luego les retiras la cáscara y licúas con un poco de agua. Este puré te sirve para hacer cremas, tortas, pies y galletas.
 

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias