Al Horno

Almojábanas murcianas: bocadillo meloso en 3 pasos

En Murcia, estas rosquillas son un bocadillo tradicional que se moja en miel diluida y se las rocía con un poco de azúcar. Son muy sencillas de hacer y son una especie de donas rústicas que se hornean y recubren en miel  

Almojábanas murcianas: bocadillo meloso en 3 pasos
Almojábanas murcianas: bocadillo meloso en 3 pasos

El término almojábanas se usa para algunas preparaciones en Hispanoamérica que básicamente son panecillos dulces de harina de arroz o maíz con coco. En España tienen forma de rosquilla. Aquí te mostramos cómo se hacen las de Murcia, que quedan como unas donas rústicas, cuyo dulzor proviene de la miel con la que se cubren.

(Foto de portada: Photo by Emiliano Vittoriosi on Unsplash)

Se hornean y luego se bañan en miel diluida / Photo by Emiliano Vittoriosi on Unsplash

¿De dónde proviene la palabra almojábana? Del árabe al-muyabbana, que quiere decir “con queso”. Para el siglo XII, ya existían preparaciones con el nombre de almojábana en Cataluña, que, aunque dulces, llevaban un poco de queso. Por eso no extraña que en América Latina, algunas recetas de almojábanas dulces se rocíen con queso rallado.

Para hacer de 8 a 10 almojábanas murcianas necesitas:
325 ml de agua
125 ml de aceite de girasol
1 pizca sal
250 g harina
5 huevos

*Almíbar
500 g miel
100 ml de agua
4 cucharadas de azúcar

¿Cómo se preparan?
1. Mezcla el agua con el aceite y la sal. Calienta un poco la mezcla y cuando esté a punto de hervir, retira del fuego. Agrega la harina y empieza a remover con una paleta o espátula hasta que la masa se despegue de la olla. Si no se separa, y aún está muy húmeda, puedes llevarla un rato al fuego y seguir removiendo hasta que se forme una bola que se despegue de la cazuela.

2. Cuando se haya formado esa bola, colócala en un recipiente para que entibie. Aprovecha para empezar a calentar el horno a 200º C (390º F).

Cuando haya bajado la temperatura de la masa, pero aún está tibia, coloca en la batidora (ya equipada con la herramienta para amasar) y mientras amasas, agrega los huevos uno a uno. Agrega el siguiente huevo, una vez que el anterior se haya integrado a la masa.

3. A continuación, con la ayuda de una cuchara, pon montoncitos de masa sobre una bandeja forrada con papel de hornear. Con el dedo humedecido en agua, haz un hoyito en el centro. Hornea durante 30 minutos hasta que las almojábanas estén doradas.

4. Para el almíbar debes calentar la miel con el agua. Revuelve un poco y moja las almojábanas con esta miel diluida. Luego espolvorea las rosquillas con el azúcar.
 

Karla Sofía Espinoza

Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias