En Frío

Sorbete de pepino a la menta con nueces, el mejor postre y digestivo del mundo ¡2 en 1!

El pepino es una fruta que debido a su alto contenido de agua es refrescante e hidratante, lo que la convierte en una opción fantástica para preparar un delicioso sorbete que puedes servir luego de una gran comida y ayudarnos con la digestión.

El pepino es una fruta que debido a su alto contenido de agua es refrescante e hidratante, lo que la convierte en una opción fantástica para preparar un delicioso sorbete que puedes servir luego de una gran comida y ayudarnos con la digestión.

Es muy común pensar en un postre luego de una comida y muchas veces quedamos tan satisfechos que debemos optar por un digestivo, ahora imagina tener ambas opciones en una receta, ¿lo mejor verdad?, y hoy aprenderás a preparar un postre ideal para mejorar la pesadez estomacal.

Sorbete de pepino a la menta con nueces

Toma nota que esta combinación es la mejor de todas. 

Ingredientes

500 g de pepino

150 g de azúcar

12 unidades de nueces

20 hojas de menta

Agua mineral

Preparación

Pon en una cazuela 200 ml de agua mineral, 16 de las hojas de menta fresca -reserva 4 para decorar- y el azúcar, deja que hierva, retira de fuego y al enfriar cuela. Pela los pepinos, trocea y echa en el vaso de la batidora con el almíbar preparado.

Sorbete de pepino a la menta con nueces

Licua hasta obtener una crema fina y sirve en el vaso de la heladera y deja cuajar por 30 minutos, o sirve en un molde apto y congela de 6 a 8 horas. Pica las nueces, con el sorbete firme forma bolas, sirve en plato y decora con las nueces y las hojas de menta.

De seguro ya sientes el fresco sabor de este delicioso sorbete, un postre para servir luego de tus comidas y sentir el fresco sabor que produce la menta combinada con el pepino, prepáralos que te encantarán ¡Buen Provecho!

Sabrina Cedeño

Cocinera de alma. Amante de las cosas ricas, el buen vino y música suave de fondo.+ info

Más Noticias

Más Noticias