En Frío

Delicioso mousse de limón listo en 5 minutos, receta fácil, rápida y sin gluten

No sólo lo vas a hacer en 5 minutos, sino que al terminar de elaborarlo ya te lo puedes devorar. Sí, es verdad, lee la receta para que descubras el secreto para hacer este postre express, especial para golosos, y tenerlo listo al instante. Si logras tener paciencia, podrás comerlo luego de que se enfríe por lo menos media hora  

No sólo lo vas a hacer en 5 minutos, sino que al terminar de elaborarlo ya te lo puedes devorar. Sí, es verdad, lee la receta para que descubras el secreto para hacer este postre express, especial para golosos, y tenerlo listo al instante. Si logras tener paciencia, podrás comerlo luego de que se enfríe por lo menos media hora  

Es la combinación clásica de la pastelería moderna: leche condensada con jugo de limón. La acidez cítrica contrarresta el dulzor de la leche. De hecho, cuando tengas dudas para hacer un postre, apuesta por este binomio.

Pon a enfriar los ingredientes y así obtendrás una mousse fría

La leche condensada no es más que leche azucarada, cocinada hasta que se evapora suficiente líquido. Comenzó a industrializarse en el siglo XIX como medida para evitar las intoxicaciones con leche no pasteurizada y al día de hoy se ha convertido en una aliada de pasteleros aficionados y profesionales.

En cuanto a la lima y al limón, ambos son cítricos, y quizás en Hispanoamérica no todos estemos de acuerdo en cuál es cuál. En casi toda América Latina, el limón es el verde y el amarillo es la lima, ésta última un poco menos ácida que el verde. 


Para esta mousse express de lima y limón vas a necesitar:

La ralladura y el jugo de 3 limas
La ralladura y el jugo de 3 limones
250 g de leche condensada
300 g de crema ya batida o nata montada

¿Cómo se prepara?
Debes batir la crema o nata hasta que duplique su volumen. 

En otro recipiente, vierte la leche condensada. Mientras bates la leche (con batidora de varillas), añade poco a poco los jugos. Cuando estén bien integrados, empieza a mezclar con la nata de manera envolvente. En cuanto estén mezclados de manera homogénea, refrigera por al menos media hora. Decora con la ralladura (procura rallar la corteza verde o amarilla, recuerda que la parte blanca es amarga).

¿El truco para consumirlo de inmediato? Si todos los ingredientes están fríos al momento de batirlos (las limas y los limones puedes rallarlos y luego colocarlos unos minutos en el congelador, antes de exprimirlos), al terminar de unirlos todos, podrás comer esta deliciosa mousse.

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias