Consejos de Cocina

Trucos para marinar la carne fácilmente

Si quieres resaltar el sabor de tus alimentos y modificar su textura el marinado es la técnica perfecta. Hierbas, aceite, vinagre son básicamente los ingredientes que vas a necesitar para marinar tus carnes de forma fácil y rápida. 

Trucos para marinar la carne fácilmente  Foto: about
Trucos para marinar la carne fácilmente Foto: about

El marinado te permite darle un toque distintivo a tus platos, si estás aburrido del típico condimiento con sal y algunas especias atrévete a aplicar esta técnica de cocina que le dará a tus comidas un nuevo sabor y una textura única. Marinar consiste en poner un alimento en remojo en un líquido aromático durante un tiempo determinado, para que sea más tierno o que esté más aromatizado.

La presencia de ácido es lo que diferencia a una marinada de una sencilla salmuera, pues vas a emplear vinagre o limón y también alcoholes fermentados. No pienses que es una técnica compleja, se trata de mezclar los ingredientes correctos y aquí aprenderás cómo marinar carne fácilmente. 

Las marinadas benefician especialmente a los cortes más duros o insípidos. Se recomienda marinar: aves, conejo, la mayor parte del cerdo, los cortes de ternera más duros, el cordero no lechal.

Cómo marinar carne de forma fácil y rápida

Cómo marinar carne 

1. La marinada perfecta se compone de dos líquidos principales: aceite y ácido. El aceite sirve para enriquecer el sabor mientras que el ácido rompe las fibras y mejora la textura de la carne.

2. Funciona muy bien marinar la carne en un ambiente donde no entre oxígeno. Para esto utiliza bolsas resellables o plástico transparente.

3. Para evitar que se desarrollen microorganismos dañinos, marina la carne siempre en el refrigerador.

4. Procura que la cantidad de líquido no sea excesiva. Con el 25% del peso del total de la carne en marinada es suficiente (es decir, por cada kilo, prepara 250 mililitros).

5. Te recomendamos marinar cortes de carne que sean duros o que su sabor pueda mejorar. .

6. Entre más tiempo dejes marinando la carne absorberá de forma más intensa los sabores. Sin embargo, si tienes prisa puedes dejarla un mínimo de 20 minutos y la magia comenzará a surtir efecto.

7. La clave para una buena marinada reside en alcanzar la proporción correcta de grasa, ácido y sal. Se puede utilizar como fórmula estándar de la marinada una proporción de tres partes de aceite por una de ácido, que debe cubrir por completo la pieza. El 2% del peso del plato (marinada más carne) debe ser sal, lo que implica echar en torno a una cucharada por cada medio kilo.

Siempre se debe conservar las carnes mientras se adoban en el frigorífico, para sacarlas solo media hora antes de cocinarse. Tampoco es conveniente reutilizar los restos de una marinada, ya que los adobos pueden contener los jugos de los alimentos crudos y, con ellos, posibles patógenos.

Marian Avila

Periodista y contadora de historias desde hace más de 20 años, fanática de la palabra y del estudio de la comunicación. Experta en ecosistemas digitales y medios, seguidora de los hechos que mueven a las personas y el mundo, amante de la cocina y del placer de un buen plato.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias