Consejos de Cocina

Silicona ¿es realmente segura para cocinar?

Los utensilios de silicona están de moda porque no producen arañazos en sartenes y cacerolas y, cuando son moldes, no requieren de grasa o papeles antiadherentes. Pero ¿conllevan riesgos para la salud?  

Silicona ¿es realmente segura para cocinar?

La silicona es un caucho sintético, en el que se combinan silicio, oxígeno y varios tipos de carbonos. Con este caucho se fabrican utensilios de cocina que son antiadherentes y resistentes al calor, adicionalmente se pueden usar para congelar y hornear (pero hasta 220º C o 430º F).

(Foto principal:Foto de Romina BM en Pexels )

¿Por qué son tan populares los utensilios de silicona? 

Porque son antiadherentes y, en el caso de las espátulas y las pinzas, no rayan las superficies de otros recipientes como cacerolas y sartenes. Además, son fáciles de limpiar.

No requieres engrasar los moldes para hornear / Foto de Andres Ayrton en Pexels

¿Es seguro usar silicona para cocinar?

De acuerdo con investigaciones, la silicona no es reciclable ni biodegradable, pero tampoco es tóxica. Así lo reafirma la Administración de Drogas y Alimentos de Estados Unidos (FDA), que, desde 1979, la califica de segura dentro de la categoría de materiales de grado alimenticio porque los utensilios están recubiertos con compuestos que no permiten que los químicos se filtren a los alimentos.

Medidas de seguridad

*Compra utensilios de marcas reconocidas por su calidad, para garantizar que tengan la cobertura que impide filtraciones de químicos a las comidas.

* Descarta los que tengan cortes o rayones porque estos defectos podrían representar filtraciones de químicos a tus alimentos al cocinar.

* No debes lavarlos con esponjas de metal o en el lavavajillas.

*Aunque se garantiza su seguridad, no los uses en temperaturas superiores a 220º C.


 

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias