Consejos de Cocina

Los útiles tips para cocinar carne de cerdo que te garantizan el éxito

Cocinar carne de cerdo es toda una experiencia deliciosa, pero también puede traer graves riesgos de salud si queda mal preparada. Por acá te dejamos algunos tips de utilidad para que prepares la mejor carne de cerdo y protejas a tus comensales.

Cocinar carne de cerdo es toda una experiencia deliciosa, pero también puede traer graves riesgos de salud si queda mal preparada. Por acá te dejamos algunos tips de utilidad para que prepares la mejor carne de cerdo y protejas a tus comensales.

Por:  Redacción MUI KITCHEN

Uno de los placeres más grandes para los amantes de la carne, es comer una carne de cerdo bien preparada. Con estos prácticos consejos te ayudaremos a tener éxito con tus familiares o invitados y cocinar platillos fabulosos con este tipo de productos.

Si vas a hornear piezas de cerdo, es recomendable sellarla a la plancha previamente.

La carne del cerdo tiene la propiedad de absorber rápidamente cualquier especia que se le agregue, por ello, es ideal que cuando preparemos cualquier corte de cerdo al horno, le agreguemos hierbas aromatizantes en la misma bandeja para que la carne absorba el aroma.

Otro consejo importante consiste en cocinar los cortes de carne de cerdo al horno en una bandeja con rejilla, de forma que toda la grasa que hay en la pieza que se ponga al horno, se escurra por la rejilla y no se acumule en la base de la carne. Lo que se busca con ello es una cocción mucho más magra.

Si vas a cocinar un corte entero, se recomienda que antes de colocarlo en el horno lo selles previamente a la plancha. De esta manera, la costra que se forme hará que los propios jugos que vaya arrojando la carne de cerdo, la cocinen por dentro y la pieza quede jugosa y tierna.

La carne de cerdo se cocinará al horno mucho mejor si la corteza está bien formada.

Una recomendación adicional y muy práctica para la cocción de estas piezas completas al horno, es que si vas a cocinar una pieza grande, mayor de cinco kilos, lo ideal es que este proceso sea de 50 minutos por cada kilogramo que tenga la pieza, a fin de garantizar que no quede crudo por ninguna parte.

Más Noticias

Más Noticias