A ver si te animas

Leche condensada sin lácteos, cremosa y deliciosa (Solo 4 ingredientes)

La leche condensada es un ingrediente muy utilizado en la elaboración de postres caseros o para acompañar meriendas, y es imposible conseguirla en versión alternativa, libre de lácteos por lo que hoy te enseñaremos una receta muy fácil.

La leche condensada es un ingrediente muy utilizado en la elaboración de postres caseros o para acompañar meriendas, y es imposible conseguirla en versión alternativa, libre de lácteos por lo que hoy te enseñaremos una receta muy fácil.

La más cremosa leche de condensada sin lácteos en tan solo 2 pasos y libre de lácteos la puedes preparar en casa, con apenas 4 ingredientes podrás endulzar tus postres, así que busca todo y nos vemos en la cocina.

Leche condensada sin lácteos

Ingredientes

Preparación:

En una cazuela -preferiblemente antiadherente- pon a cocinar a fuego alto la leche removiendo constantemente con cuchara de madera, cuando comience a hervir, baja el fuego, cocina por 15 minutos más, agrega el azúcar y la sal, removiendo de vez en cuando. 

Leche condensada sin lácteos

Cuando comience a hervir nuevamente agrega el aceite de coco y remueve muy bien para que se integren, cocina por 5 minutos, vierte en frasco de vidrio con tapa, deja reposar y al enfriar refrigera por al menos 2 horas.

El resultado será una leche condensada, tan cremosa y deliciosa que te encantará, lo mejor es que es libre de lácteos, ideal para todos tus postres y meriendas y sin afectar la salud, que la disfrutes y ¡Buen Provecho!

Sabrina Cedeño

Cocinera de alma. Amante de las cosas ricas, el buen vino y música suave de fondo.+ info

Más Noticias

Más Noticias