A ver si te animas

Guía completa para conseguir las mejores papas fritas del universo

Son un placer culposo, todos sabemos que no son la mejor comida. Pero ¡vaya!¡cómo nos gustan! Así que para que queden más saludables, debemos hacerlas en casa. Así nos garantizamos que no están fritas en aceite reusado y que las papas son de calidad. Aquí te mostramos el paso a paso de unas papas fritas perfectas: crujientes y doraditas  

Son un placer culposo, todos sabemos que no son la mejor comida. Pero ¡vaya!¡cómo nos gustan! Así que para que queden más saludables, debemos hacerlas en casa. Así nos garantizamos que no están fritas en aceite reusado y que las papas son de calidad. Aquí te mostramos el paso a paso de unas papas fritas perfectas: crujientes y doraditas  

Vamos de lo más básico, escoger las papas, hasta los minutos antes de servirlas:

1. El tipo de papa: no todas funcionan. Busca las blancas, aléjate de las amarillas o las harinosas. En algunos países las venden ya en saquitos en los que advierten cuál es su mejor uso: para guisos, para freír, para puré, etcétera.

Puedes freírlas dos veces para dejarlas crujientes

2. Cómo cortarlas: pélalas primero, córtalas en rodajas como de 1 cm de grueso y luego en bastones de 1 cm de ancho y de al menos 7 cm de largo. Es importante hacerlas del mismo tamaño y del mismo grosor, porque si unas son más delgadas y otras son más gruesas se harán en tiempos distintos: unas se quemarán, mientras esperas que las más gruesas se doren.

3. Remójalas 30 minutos antes de freírlas, tanto para evitar que se oxiden (adquieren un feo tono marrón) como para eliminar almidón.

4. Sécalas con papel absorbente y rocíalas con un poco de sal.

5. Aceite y temperatura: Fríelas en aceite vegetal, como el de girasol, y que sea bastante. Debes freírlas en un aceite caliente entre 120 y 140 grados. Si no tienes termómetro aquí va un truco: toma un pedacito de pan, si se hunde hasta el fondo ya tiene una temperatura de 140º, si sube rápido entonces la temperatura es superior y debes bajar el fuego. 

6.  Y el paso final: "prefreír". Se trata de freír las papas “un poco” horas antes de comerlas, para volverlas a freír definitivamente. Las fríes en aceite a 140 grados, dales vuelta, déjalas unos dos minutos y retíralas del fuego, ponlas en papel absorbente y guárdalas aparte. Cuando llegue el momento de servirlas las fríes en aceite bien caliente, sólo tendrás que dejarlas un par de minutos, las sacas de la sartén y las dejas en papel absorbente unos segundos y ¡listo!
 

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias