A ver si te animas

Con esta receta fácil y rápida amarás el puré de papas

De la receta básica de papas trituradas con mantequilla pasamos a esta que te proponemos. Si sigues el paso a paso te quedará una guarnición cremosa. ¡Eso sí, aquí no vale contar calorías!  

De la receta básica de papas trituradas con mantequilla pasamos a esta que te proponemos. Si sigues el paso a paso te quedará una guarnición cremosa. ¡Eso sí, aquí no vale contar calorías!  

El puré de papas (patatas) es una de las guarniciones por excelencia porque es el perfecto acompañante para las carnes rojas, pollo y pescado.

Mucha gente lo prepara simplemente con papas machacadas y un toque de sal, pero a estos tubérculos se les puede dedicar unos minutos más en la cocina y preparar una mezcla cremosa y suculenta.

El puré de papas es una de las guarniciones preferidas

Lo que necesitas:

1 kilo de papas (o patatas)
250 ml de crema de leche
150 g de mantequilla
1 taza de agua (de la cocción de las papas)
50 g de queso cheddar rallado
Sal y pimienta al gusto

La preparación:
Pela y corta las papas en pequeños cubos de igual tamaño (para ablandarlas más rápido). Colócalas en una olla con agua con una cucharadita de sal. ¿Cómo sabes cuándo están listas? Cuando las pinchas con un palillo y éste pasa sin dificultad.

Al sacarlas del agua, guarda una taza de este líquido. Con la ayuda de un pasapuré (o un tenedor) tritura las papas, teniendo cuidado de que se obtenga una masa homogénea. 

En una olla calienta la mantequilla, la crema de leche y el queso rallado. Cuando estén bien mezclados, añade las papas y revuelve hasta que se integren. En caso de que no quieras un puré tan espeso, puedes usar un poco del agua de cocción (también lo puedes sustituir por leche). Agrega sal y pimienta al gusto.

Cuando lo sirvas puedes rociarlo con ciboulette picadito.

Karla Sofía Espinoza

Licenciada en Comunicación Social. Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma y enamorada de los postres. Mi súperpoder es preparar todo tipo de mousse y mi debilidad son las galletas. Mi lema es: nunca es demasiado chocolate+ info

Más Noticias

Más Noticias