Buñuelos mexicanos: deliciosas tortillas endulzadas con anís

Buñuelos mexicanos: deliciosas tortillas endulzadas con anís

Estas torrejas u obleas se espolvorean con canela y se sirven con sirope de anís. Estos buñuelos mexicanos son una rica opción para un dulce diferente  

Estos buñuelos mexicanos se distinguen del resto porque se acompañan de un fuerte sirope de semillas de anís con canela y azúcar moreno. El truco es dejar reposar la masa tanto al terminar de amasar como al darle forma.
 

(Foto de portada: De RayCerna04 - Trabajo propio, CC BY-SA 4.0, Enlace)

Espolvorea con azúcar y canela / Imagen de ally j en Pixabay

En México se comen casi que "obligatoriamente" en Pascua y en festividades nacionales como el Grito de Dolores o Día de Independencia. Pero igual se consiguen en los puestos callejeros en cualquier época del año,

Para hacer estos buñuelos vas a necesitar:
3 tazas de harina de trigo
2 cucharaditas de polvo de hornear
½ cucharadita de sal
1 cucharada azúcar
150 ml de leche
1 huevo
2 cucharadas de margarina (o manteca vegetal)
2 cucharaditas de vainilla
Aceite vegetal suficiente para freír

* Cobertura
¾ de taza de azúcar común
1 cucharada de canela molida

*Sirope de anís
2 cucharaditas de semillas de anís
2 tazas de agua
200 g de piloncillo (panela o azúcar moreno)
1 cucharadita ralladura de limón 
1 cucharadita ralladura de naranja
2 astillas de canela

¿Cómo se preparan?
1. Mezcla los ingredientes secos: harina, polvo de hornear y la sal. Por otro lado, bate la leche, el huevo, la margarina (o manteca) y la vainilla. Cuando estén bien integrados, añade la harina poco a poco. 

2. Cuando tengas una masa pegajosa, viértela en una superficie espolvoreada con harina. Amasa, para eliminar esa característica pegajosa, agrega harina por cucharadas hasta que deje de pegarse a tus dedos. Divide la masa en 20 trozos, a cada uno le das forma de bola y los guardas en un recipiente cubierto con papel film o plástico de cocina. Permite que repose al menos media hora.

3. Ten a mano listo el jarabe de anís ya preparado: cocina durante 5 minutos todos los ingredientes a fuego medio. Revuelve hasta disolver el azúcar moreno. Cocina durante 20 minutos a fuego bajo. Cuela y guarda.

4. Toma las bolitas de masa y dales forma circular. Apílalas y déjalas en reposo durante 10 minutos.

5. Calienta aceite (bastante, de tal manera que los redondeles de masa floten). Cuando esté bien caliente pasa los círculos de masa y fríelos hasta que se hinchen. Sácalos y ponlos en un plato con toallas de papel para que absorban el exceso de aceite.
Espolvorea con la mezcla de azúcar y canela y al servir riégales un poco de sirope de anís tibio.
 

Karla Sofía Espinoza

Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias