Bizcochos Borrachos de Guadalajara: enamórate de estos pasteles esponjosos almibarados

Bizcochos Borrachos de Guadalajara: enamórate de estos pasteles esponjosos almibarados

Este es un postre sencillo que se hace con un bizcocho esponjoso que se “baña” en un almíbar con licor. Se prepara en pocos minutos y con 6 ingredientes  

Los Bizcochos Borrachos son un símbolo gastronómico de la Guadalajara española (la mexicana también cuenta con increíbles postres) que comenzó a producirse a mediados del siglo XIX en la Confitería y Repostería de Félix Suárez, quien legaría sus recetas a hijos y nietos. Luego otras confiterías también difundirían sus versiones de “borrachos” y pronto se convertirían en un atractivo turístico de la ciudad.

(Foto de portada: Photo by Jose luis on Unsplash )

Se han convertido en uno de los atractivos turísticos de la ciudad / Photo by Aditya Joshi on Unsplash


Aquí te traemos una sencilla receta para que los hagas en casa y los pruebes. Por cierto, lo tradicional es hacerlo en un molde cuadrado para cortar luego en porciones cuadradas.

Para hacer 12 porciones de Bizcochos Borrachos de Guadalajara vas a necesitar:
220 g de azúcar
3 huevos (separa claras de yemas)
125 g de harina

*Almíbar
5 cucharadas de azúcar
200 ml de agua
200 ml de vino dulce
3 cucharadas de canela en polvo y 3 de azúcar

¿Cómo se preparan?
Enciende el horno a 180º C (350º F). Unta mantequilla en un molde rectangular y luego espolvoréale harina.

1. Bate las yemas con 2/3 del total de azúcar. Cuando tengas una mezcla cremosa entonces comienza a agregar, poco a poco, la harina, sin dejar de batir. Cuando estos ingredientes estén bien integrados entonces pon aparte.

2. Bate las claras a punto de nieve, cuando estén bien montadas añádelas a la mezcla de yemas, azúcar y harina, de manera envolvente. Vierte en el molde y hornea durante 25 minutos.

3. Mientras esperas que el bizcocho enfríe fuera del horno, elabora el almíbar: hierve el agua con el azúcar hasta que se disuelva. Retira del fuego y agrega el vino dulce. Revuelve y espera que enfríe.

4. Cuando el bizcocho esté a temperatura ambiente, desmolda y empapa con el almíbar. Corta y adorna con canela y azúcar.
 

Karla Sofía Espinoza

Periodista especializada en gastronomía. Enóloga de alma.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias