El balun es típico de Filipinas o Vietnam.

Atrévete con el Balut, el huevo de feto de pato fertilizado con el embrión dentro

Con este nombre nos referimos a un huevo de pato fertilizado con el embrión dentro que se hace cocido. Es considerado como un tónico, además de ser un plato afrodisíaco Filipinas, Chin, Camboya o Vietnam.

Con este nombre nos referimos a un huevo de pato fertilizado con el embrión dentro que se hace cocido. Es considerado como un tónico, además de ser un plato afrodisíaco que se vende en muchos puestos callejeros de Filipinas, Chin, Camboya o Vietnam.

El balut se puede comer frito o con tortitas.

Los huevos se preparan cocidos con sus fluidos internos y de esta forma el caldo interno es absorbido antes de ingerir la parte interna, para ello se rompe la cáscara ligeramente, donde el embrión del huevo se come entero. En Filipinas, se sirve en muchos restaurantes como las aceitunas en España, a modo de aperitivo.

Tal vez, para muchos requiere de un esfuerzo mental probarlo, pero solo hay que superar psicológicamente la idea de que te estás comiendo un feto de pato, que le estás mordiendo la cabeza. Cuando lo haces, el balut te parecerá delicioso o una comida como cualquier otra.

Un balut en la calle no cuesta más de medio dólar y en un restaurante dependiendo de cómo lo pidas puede alcanzar precios mayores porque también se le considera una comida gourmet. Hay muchos extranjeros que cuando llegan a Manila visitan las granjas de balut, las cuales son parte de la guía turística del lugar.

El proceso para el huevo de pato fertilizado se basa en mantenerlos calientes en el sol y se almacenan en cestas para retener ese calor. Después de nueve días, los huevos se visualizan a trasluz para ver el embrión en su interior. Se separan lo que estén vivos de los que no y aproximadamente ocho días después, el balut estaría listo para ser cocinado, vender y comer.

Pueden servirlo frito en tortilla francesa, en adobo o como relleno de pasteles.

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias